Instante III

Oh! pereza , el más intimo de los pecados capitales

vives en mi interior

como aquel niño que huía


Bésame los labios

no te separes nunca de mis deseos

permíte que permanezca en tu vida

ser parte de tus gemidos


Oh Pereza, que esfuerzo mantenerte a mi lado

luchar contra los que te acusan

argumentar porque sigo contigo


Siempre, Pereza, que agudizas mi inteligencia

que tanto me has enseñado a mentir

que nunca me has fallado,

yo tu siervo fiel.

Comentarios

m ha dicho que…
Mon frère, mon semblable..

Qué bien escrito, Antoine.

Por cierto,te mandé un sms desde mi nuevo movil, si no te ha llegado, házmelo saber y te mandaré un mail con mis coordenadas completas..

He vuelto a escribir en mi blog, asi que ya estás visitándolo... espero que ya desde la calma, vuelva a la actividad

más besos

Marie.
Carmencita ha dicho que…
Me encanta la sencillez de lo real, la grandeza de la ligereza, el reconocimiento cómico de nuestras cadenas. Agita tus cadenas, el movimiento puede convertirse en sinfonía y hacerte volar. Besos con cafeína y altas descargas de energía.